Noticias institucionales de CRISMHOM

Esta carpeta contiene noticias que CRISMHOM apoya y promueve institucionalmente y de las que quiere hacer eco en pro de la consecución de sus fines y proyecto.

2011

2011-07-24 Entrevisa a Julio M. Ex-presidente de Crismhom

 

1.- ¿Qué es Crismhom?

- Es la comunidad de cristianas y cristianos de Madrid homosexuales. Es un Asociación LGTB registrada en la comunidad de Madrid, y asociada a la Federación estatal de Lesbianas, gays y transexuales, Felgt.

 

2.- ¿Por qué se fundo Crismhom?

- Por la necesidad de dar respuesta a la demanda de muchas personas de vivir de una forma integrada y normalizada dos realidades vitales, la fe cristiana y la identidad u orientación sexual. Es un espacio donde compartimos la fe y la vida; donde nos ayudamos mutuamente a superar las contradicciones que hemos vivido; y queremos ser también testimonio y acogida para muchas personas que todavía viven con tensión su fe e identidad sexual.

 

3.- ¿Cuáles son vuestros objetivos?

1/ la normalización del hecho homosexual y cristiano.

2/ La socialización de sus miembros, creando un espacio para la convivencia.

3/ El testimonio de cara al colectivo lgtb y a las diferentes iglesias cristianas.

4/ La denuncia de aquellas manifestaciones que discriminen o atenten contra nuestra dignidad humana como homosexuales y cristianos.

 

4.- ¿Qué tipo de actividades se realizan en Crismhom?

- Las actividades son diversas:

  1. Revisión de vida a la luz del evangelio, donde contrastamos nuestras vidas con el mensaje de Jesús.
  2. Formación; al ser un grupo muy plural, intentamos formarnos en temas cristianos o sociales. Somos coscientes que sin una buena formación no podemos ser un buen testimonio
  3. Celebración de la eucaristía.
  4. Actos de militancia o de apoyo a diferentes causas en defensa de los derechos humanos.
  5. Testimonio con otros grupos cristianos y Lgtb.
  6. Elaborando documentación sobre homosexualidad y cristianismo.
  7.  

5.- ¿Contáis en Crismhom con gente preparada para llevar dichas actividades?

- Somos un grupo fundado hace un año, todavía somos pocos miembros, unos 18 socios y socias, y algunos simpatizantes. No nos preocupa el número, aunque es cierto que si queremos desarrollar las actividades y objetivos, no es tan importante el número como la implicación personal de los miembros. Todavía nos queda mucho por recorrer, pero la ilusión y corresponsabilidad de todas y todos en el proyecto es un requisito fundamental si lo queremos llevar a cabo.

Por otro lado, es una comunidad diversa en cuanto formación y vivencias; hay personas muy preparadas y formadas en diversos campos, pero lo importante es la capacidad de acoger, compartir y convivir de su miembros; aportando cada uno de ellas y ellos su granito de arena en la comunidad. Quizás todavía nos falta perder miedos y complejos en cuanto a la capacidad de cada uno, y lanzarnos todas y todos a participar desde nuestras posibilidades.

 

6.- ¿Cómo concilias tu fe y tu condición de homosexual?

- Jajajaja, en general como puedo y me dejan. En realidad ha sido un proceso largo de discernimiento, de dudas y sufrimiento. Hay dos experiencias fundamentales que me ayudaron a conciliar ambas realidades: por un lado la experiencia intima de encuentro con el Dios de la misericordia encarnado en Jesús de Nazaret, que lejos de culpabilizarme, potencio en mi la libertad de vivir mi realidad homosexual como querida y creada por Dios; y por otro la reflexión racional teológica y antropológica. Yo creo que ambas realidades, la fe y la razón, íntimamente unidas, me disponen a vivir ambas realidades de una forma unitaria; lo cual, no quiere decir, ni mucho menos, que no me plantee continuamente la coherencia entre fe y vida. Tanto en el homosexual como en el heterosexual, la fe debe manifestarse en la vida, y la vida debe leerse desde la fe.

 

7.- ¿Cómo se ve al cristianismo y a la Iglesia Católica dentro del mundo gay?

- En general con recelo, cuando no, con abierto enfrentamiento. Pero esto debe ser matizado:

- Respecto al Cristianismo, el mundo gay comparte la misma realidad de la sociedad en general. Los valores cristianos envuelven la realidad histórica de occidente, aunque hay un empeño actual de negar esta realidad. Ser cristiano no está de moda, quizás porque los mismos cristianos vendemos mal el mensaje de Jesús. No debemos olvidar que los valores de libertad, igualdad y fraternidad, que conforman los valores fundamentales de las democracias modernas, son valores genuinos del cristianismo. Aquí tenemos un puente magnifico para unir la lucha por los derechos humanos con la fe cristiana, y entre ellos los derechos del colectivo LGTB.

- Respecto a la Iglesia católica, la realidad es distinta. No debemos olvidar la dureza e incomprensión de la jerarquía católica ante la realidad homosexual. Esta falta de apertura y diálogo, provoca que los colectivos lgtb sientan rechazo y hostigamiento frente a la Iglesia. Quizás sea necesaria una labor de educación e información. No toda la iglesia comparte los supuestos de la jerarquía. La Iglesia es más grande , de hecho, hay comunidades cristianas que se sienten muy cercanas a nosotros en la defensa de los derechos humanos, y entre ellos, de los nuestros.

Desde estos planteamientos, es comprensible la doble marginación que como comunidad cristiana homosexual podemos vivir: la de la jerarquía de la Iglesia y la de algunos colectivos lgtb.

 

8.- ¿Qué labor quiere llevar dentro de la FELGT el colectivo Crismhom?

    - Fundamentalmente una labor de presencia y testimonio como homosexuales cristianos. Una labor militante, necesaria para continuar en la prosecución de los derechos que nos son negados. Una función de diálogo y propuesta con la Iglesia católica, pero también de denuncia si es oportuno. Dentro de la Felgt creemos que podemos ser un instrumento válido de asesoramiento en temas religiosos, pero también de acogida y ayuda para muchas personas que siguen viviendo la realidad homosexual cristiana como disociada.

 

9.- ¿Habéis tenido problemas por ser cristianos?

- Dentro de la Felgt no, es más, fuimos acogidos por unanimidad de sus miembros. Hemos encontrado apoyo logístico y humano. Los problemas surgen con personas concretas dentro de los colectivos, pero ello es normal debido fundamentalmente a dos causas: la postura intransigente de la jerarquía católica; y por otro lado, como no, a los prejuicios y falta de formación de algunas personas del colectivo lgtb.

 

10.- ¿Por qué abandonaron la Car de Cogam?

- Fue un proceso complejo, lleno de matices y muy meditado. Durante los dos años precedentes a nuestra marcha, muchos miembros de la Car experimentamos que el proyecto de la Car no respondía bien a nuestras inquietudes como homosexuales y cristianos. La Car tiene un proyecto interreligioso, valido y necesario, pero no nos daba identidad como grupo y causaba bastante falta de cohesión entre sus miembros. Decidimos que lo que nos unía era nuestra fe cristiana, y pronto descubrimos que esto nos daba una identidad y una vivencia de nuestra realidad homosexual  más eficaz.

Este proyecto de cristianos homosexuales no fue asumido por el último Congreso de Cogam, el cual, optó por una orientación interreligiosa. Nosotros vivimos este momento con tensión pero, también como una llamada a crear una nueva asociación, y así surgió Crismhom.

Nosotros nos fuimos porque no encontramos el espacio que necesitamos como homosexuales cristianos en Cogam.

 

11.- ¿Ha tenido algo que ver vuestro documento contra la campaña de apostasía del grupo de derechos humanos de Cogam?

- Pues es realidad no tengo una respuesta clara a esa pregunta, quizás sería una buena labor suya como periodista preguntárselo a ellos jejejejejee. Es evidente que aquel documento no gustó a muchos miembros de Cogam. Nosotros lo escribimos por coherencia con nuestro pensamiento y vivencia de fe, no para molestar ¿que sentido tiene que los cristianos estén a favor de la apostasía, es decir, renunciar a la fe en Dios?

Creo que la libertad de expresión y pensamiento es un requisito indispensable de cualquier colectivo. La uniformidad de pensamiento empobrece a cualquier grupo, produciendo estancamiento, cuando no la dictadura de la mayoría. Esta afirmación la hago pensando en nuestro propio colectivo, Crismhom. Me preocupa mucho que no sea respetada la libertad de expresión y la capacidad crítica de las personas.

 

12.- ¿Es cierto, que como cristianos, habéis celebrado valientemente eucaristías en el mismo epicentro de la campaña de apostasía?

- Nosotros hemos celebrado la eucaristía siempre, pues siempre celebramos lo que es importante en nuestras vidas, y la fe lo es. Nunca ocultamos nuestra fe, si eso le parece valiente, pues lo es. Pero le recuerdo que esto pertenece a la esencia de la Iglesia. Nunca los cristianos dejaron de celebrar la eucaristía desde los orígenes. Y le recuerdo que los primeros cristianos la celebraban en las catacumbas durante las persecuciones romanas arriesgando su vida por ello. Eso si era valiente. Lo nuestro simplemente era y es coherencia entre fe y vida.

 

13.- ¿Cuál es su relación actual con Cogam y con su presidenta?

- Nuestra relación con Cogam es cordial aunque no tengamos contacto frecuente. No debe olvidar que Cogam fue uno de los colectivos, junto con transexualia, que avalaron nuestra entrada en la Felgt. Además participamos en diferentes foros comunes, como son Redes cristianas o en el área de asuntos religiosos de la Felgt.

Respecto a la presidenta, Miriam Navas, nuestra relación es de aprecio y respeto mutuo, siempre contamos con su simpatía; y además mostró su apoyo público a nuestro proyecto cristiano en el Congreso de Cogam, jugándose su reelección como presidenta. Por tanto, agradecimiento y cariño.

 

14.- ¿Cómo colectivo os sentís algo apoyados por la Iglesia Católica?

- Oficialmente no; los documentos y discursos oficiales de la Iglesia Católica siguen siendo discriminatorios sobre nuestra realidad. Sin embargo, nos sentimos cercanos a otros grupos de la Iglesia que también luchan por los derechos humanos; como son Redes cristianas o comunidades cristianas parroquiales. También hemos sentido cerca el rostro amable de la Iglesia en las palabras y cercanía de sacerdotes que nos animan y acompañan.

 

15.- ¿Cómo preparáis las misas?¿Las misas las hacéis con pan o con obleas? ¿Os ajustáis a la liturgia de la Iglesia?

- Si hay algo maravilloso y único de la Iglesia es la unión que podemos experimentar los cristianos de todo el planeta al celebrar el misterio de nuestra fe. No existe ninguna otra institución que una a un español, con un australiano, un japonés, un senegalés o un argentino como la celebración de la eucaristía. No existe ninguna hora del día en que no este alguien rezando o celebrando la misa. Este es el gran misterio de la unidad de los cristianos.

La unidad no es equivalente a la uniformidad. La liturgia de la Iglesia garantiza esta unidad, pero permite la expresión y adaptación de ella a las comunidades para que esta celebración sea de la vida, y no de un mero ritual repetitivo. En este sentido, nos ajustamos a lo fundamental de la liturgia de la Iglesia, pero haciendo que la eucaristía tenga también gestos, símbolos y momentos de participación de la comunidad. Toda ella es la que celebra, aunque el sacerdote presida la celebración. De esta forma. si nos ajustamos a la liturgia de la Iglesia, celebrando los tiempos litúrgicos y siguiendo las lecturas y ritos tal y como lo dispone el misal.

Si me permite, también es necesario afirmar una reforma urgente de la liturgia de la Iglesia. Muchas de las palabras y gestos utilizados carecen de significación para el hombre actual. Es necesario realizar un trabajo de reforma litúrgica si queremos que diga algo a la vida de las personas.

En cuanto al uso del pan u oblea: Jesús en la última cena usó el pan y el vino, como símbolo de su cuerpo y sangre. ¿Por qué usar otro elemento material si pertenece a la originalidad y palabras del propio Jesús? Ahora bien. Jesús partió y repartió el pan, por eso somos partidarios de partir y repartir el pan, pues simboliza mejor el sentido comunitario de la entrega de Cristo. la oblea individual no refleja bien el sentido de comunidad.

2011-12-31 Balance del 2011

 

Esta carta hace un sencillo balance de la actividad de CRISMHOM durante el 2011 y habla de horizontes para el 2012.
 
Estimados hermanos y hermanas en la fe:
 
Todos los días se comienza y se acaba una nueva historia y, de estas pequeñas historias se hace nuestra vida. Hoy, por ser el día de fin de año de 2011 parece que tenemos una cierta inercia social y mediática a realizar un análisis de lo vivido en el Año y, establecer unos objetivos personales para el año entrante y, esta inercia la llevamos también a las organizaciones y asociaciones de las que formamos parte.
 
Crismhom está imbuida en una sociedad, la madrileña y la española, que vive de forma plena los paradigmas de la sociedad occidental, en la que las personas nos preocupamos más por lo material, por aferrarnos a lo que nos da seguridad, a satisfacer nuestro ego, que por dejar fluir el amor por nuestros corazones y de esta forma, llenarnos de soledad, la gran Calcuta de Occidente como muy bien decía la Beata Madre Teresa.
 
Como ya os comenté, al ser elegido presidente de la asociación en febrero de este año 2011, siento que Crismhom está llamado a ser un faro de la luz de Cristo, en esta sociedad que se apaga en valores y compromisos y, es el Señor el que nos da Luz para nuestros pasos y, es ahí por donde debemos caminar, movidos únicamente por la fuerza del espíritu en todos y cada uno de nuestros corazones.
 
El año 2011 ha sido prolijo en actividades en la asociación, se han puesto en marcha varias comisiones que han llevado a cabo su labor con gran amor y entrega, entre ellas la de acción social, la comisión de ocio y tiempo libre y, se han desarrollado nuevas actividades como el coro o el grupo de teatro que, sin lugar a dudas contribuyen a estrechar lazos de fraternidad y hermandad entre todos nosotros, al mismo tiempo que el resto de comisiones continuaban con su actividad como la de liturgia o la de ecumenismo.
 
Este dinamismo de la asociación es muestra de lo Vivo que está Crismhom y, de la gran importancia que tiene la labor de todos y cada uno de nosotros en su actividad, siendo la junta directiva la encargada de canalizar e impulsar esta actividad, desde un plano de hermandad e igualdad con el resto de miembros de Crismhom.
 
El año 2012 comienza lleno de retos de lo social y personal para cada uno de nosotros, pido a Abba Padre y a Jesucristo Hijo que a través del Espíritu Santo nos iluminen a todos y cada uno de nosotros en nuestro corazones y que, su Luz resplandezca en nuestros actos, nuestra coherencia y fidelidad para vivir nuestra fe y nuestras relaciones de fraternidad, de pareja y en general todas nuestras formas de relación en cada uno de los ámbitos de nuestras vidas.
 
Un abrazo fraterno y querido en el corazón de cada uno de nosotros.
Vuestro siempre,
 
Presidente de Crismhom

2011-07-23 Los fieles del Arco Iris

Este artículo escrito por Gerardo Elorriaga fue publicado por el periódico local "El Correo" de Bilbao y otros periódicos locales en toda España el 28 de junio de 2011. Da unas pinceladas del sentido y misión de nuestra asociación junto a testimonios de alguno de sus socios.

Martes, 05 de Julio de 2011 21:45


Cuarenta hombres asisten a una celebración en el corazón de Chueca, el barrio gay de Madrid. Es una noche de sábado más. Pero no, no gira ninguna bola de espejos sobre ellos ni se escucha música de baile. El conductor del evento recuerda que un día como ese, víspera de Pentecostés, hace cinco años, un puñado de fieles creó Crismhom, Cristianos y Cristianas de Madrid Homosexuales. Acto seguido lee la primera carta del apóstol San Pablo a los corintios. Entonces, eran cuatro o cinco. Actualmente, cuentan con 150 asiduos a sus oraciones ecuménicas, encuentros formativos y retiros espirituales.

El acto tiene lugar en un sótano y resulta inevitable imaginar la primitiva iglesia, aquella que se refugiaba en catacumbas para escapar de la hostilidad de los poderes establecidos. «¿Catacumbas?», sonríe Xavier F., presidente de la entidad. «Si se refiere a la oficial, sí, pero nosotros nos consideramos parte de la Iglesia como cuerpo místico, como comunidad de creyentes, de seguidores de Cristo. No estar reconocidos no nos condiciona. Nos sentimos muy orgullosos de ser unas personas normales, cristianas y gays».

La presencia central del crucifijo y la bandera del arco iris, emblema del colectivo homosexual, simbolizan esa doble condición, aparentemente contradictoria dada la hostilidad existente entre los estamentos eclesiásticos y la minoría. Aunque este colectivo no la vea «porque interpretamos la palabra de Cristo como un mensaje de libertad y apoyo a los oprimidos, siempre enfocado desde la caridad y el amor», aduce Xavier. Y resta dramatismo a su situación: «La gente cree que sufrimos más presión de la que padecemos en realidad».

En cualquier caso, en España no abundan los grupos como el suyo. Existe alguno en Canarias, Levante, Cataluña y Andalucía, pero se trata de pequeñas iniciativas. «No es fácil, el entorno social no lo propicia, se precisa ser muy maduro en tu fe y en tu aceptación sexual para dar el paso y pensar que este proyecto de vida es posible». El madrileño está formado mayoritariamente por católicos, aunque también lo frecuentan algunos luteranos o evangelistas. «No somos una iglesia ad hoc, somos una parte más, una porción olvidada del rebaño».

Su intención última es testimoniar que otra forma de hacer es posible en el seno de la institución eclesiástica. «En un mundo que busca seguridades de todo tipo, hemos decidido movernos en la inseguridad, demostrar que el mensaje cristiano comporta la liberación del ser humano», defiende el presidente. Recurre a la Historia para defender sus posiciones. «Hay muchas realidades en la Iglesia. San Francisco de Asís tuvo una revelación e intentó cambiar la estructura con mucho rechazo, y Santa Teresa peleó también desde dentro para demostrar que las mujeres eran capaces de crecer espiritualmente. Ellos también trabajaron desde la modestia y seguramente llegaron a pensar que su propósito era irrealizable, pero lo consiguieron. Si la presencia del Espíritu es fuerte se pueden cambiar las cosas».
Los participantes en la ceremonia oran, cantan y piden perdón por sus debilidades, manifiestan dudas o demandan esperanza para quienes sufren. Su edad oscila entre los 35 y 45 años, aunque también se ve a algún un estudiante universitario que comparte oración con personas cercanas a la jubilación. «No hay Iglesia tan diversa en la edad, tanto social como ideológicamente», coinciden sus integrantes.

La militancia femenina es escasa en Crismhom. La mayoría de sus miembros desempeñan profesiones liberales y evidencian una prolongada experiencia religiosa al haber tomado parte en comunidades de base. Los hay incluso que trabajan para la Iglesia. El celebrante finaliza el acto reclamando un espacio común para todos los que recalan en Chueca y quieren compartir su fe, independientemente de las circunstancias personales: «Un lugar donde quepan todos, heterosexuales y homosexuales, gays y lesbianas, transexuales y bisexuales, jóvenes y viejos, guapos y feos, con pluma o sin ella». Tampoco se olvidan de los más desprotegidos. Crismhom ofrece un servicio de acogida a marginados, como personas que hacen la calle o adolescentes especialmente vulnerables. Hoy, Día del Orgullo Gay, llevarán sus reivindicaciones a la calle. Aquí nos dan cuenta de su testimonio, pero, por evitar problemas, prefieren hacerlo sin revelar completamente su identidad.

 

«En el seminario me decían que callara y trabajara desde dentro»

Julio se formó como sacerdote, pero antes de ordenarse declaró su homosexualidad a los superiores del seminario. «Me dijeron que no resultaba lo más adecuado que diera el paso», recuerda. Eran los tiempos en que empezaban a aflorar los casos de pederastia que alentaron recelos contra los homosexuales, como si el fenómeno se tratara de un problema específico del colectivo. «Muchos compañeros, de la misma condición, defendían que no tenía que haberlo dicho para luego poder trabajar por la aceptación desde dentro. Comprendo esa actitud, pero mi conciencia me decía que un gay tiene la misma dignidad, recursos, equilibrios y desequilibrios que un 'hetero' para la vida célibe. Y yo, hasta entonces, la había mantenido con total entrega».

Intentó incorporarse al clero regular y fue descartado. Fue entonces cuando su proyecto de vida entre los 18 y los 30 años se vino abajo. «Supuso una gran frustración», recuerda. «Tuve dos opciones, rebelarme y abandonar la Iglesia o, desde la fe, plantearme que Dios me había dado unos talentos que me tenían que servir para quienes no poseen esa suerte».

Julio probó el sexo y luego contactó con otros creyentes que le ayudaron a encontrar su equilibrio personal. ¿Hace falta que la gente salga de armario y diga que es gay y, además, cristiano? «Sí, mucho, aunque es complicado. Las leyes te amparan y criticar está mal visto, pero otra cosa es la homofobia. Además, algunos trabajan para la Iglesia y, quizás, sufrirían repercusiones».


«En Chueca encontramos mucho cachondeo, pero faltaba Jesucristo»

Un sacerdote en Lourdes le aconsejó que encauzara su vida, que buscara una chica y formara la pertinente familia. «Fue milagroso porque me abrió los ojos, se lo tengo que agradecer», recuerda Pablo. Hasta entonces había cargado con su homosexualidad como si fuera un estigma, según propias palabras. «Me sentía diferente, inferior, cuando yo soy hijo de Dios como los demás y no se me puede discriminar. Aquellas palabras me hicieron recapacitar».

Pablo había vivido una doble vida, con un desarrollo emocional paralelo al de sus amigos, pero orientado a su propio sexo, salpicado por amores platónicos. A la vez, fomentaba una búsqueda espiritual en el seno de una comunidad de base. «Una vez alguien del grupo vino a mi casa y al ver la decoración me dijo: 'Pablo, ¿no serás maricón?'». No repitió la experiencia.

A través de internet, contactó con otros gays creyentes. Sus reuniones fueron el germen de Crismhom. La dueña del local donde se reúnen lo cedió por un alquiler simbólico. «En Chueca encontramos mucho cachondeo, pero faltaba Jesucristo y abrimos el centro. La gente empezó a venir, algunos para cotillear, otros por morbo, algunos pensando que encontrarían aquí individuos con más principios, y seguimos manteniendo la puerta abierta a todo el mundo».


Pablo convive con su pareja, también cristiano, y sigue participando en un grupo parroquial donde no ha confesado su condición sexual. «Sopeso y creo que es más positivo callar». Su posición frente a la postura oficial de la Iglesia es rotunda: «Nos tiene que pedir perdón y yo seguiré luchando para que se normalice y obtengamos el respeto de todos».


«Es como si tu propia madre te tratara mal, aunque no dejas de quererla»

A Jesús le dolían las declaraciones agresivas y dolorosas de la Iglesia en torno a la homosexualidad. «Como si tu propia madre te tratara mal, aunque no dejas de quererla», protesta. «No es nada evangélico rechazar a una persona por su orientación sexual». También reconoce que fueron sacerdotes quienes más le ayudaron para aceptarse, los que le animaron a seguir adelante con su vida y vencer el sentimiento de culpabilidad.


Ya se ha acostumbrado a luchar contracorriente en todos los planos. Se define como gay, católico romano y, baja la voz, de derechas. «¿Por ser homosexual tienes que ser ateo y de izquierdas?», se pregunta, aunque admite el acierto socialista de aprobar el matrimonio gay. También asegura que su pretensión es cambiar la Iglesia. «Para que sea más abierta, más comprensiva con nosotros, que somos hijos de Dios».

Él explica el éxito de Crismhom desde el respaldo más privilegiado. «Este remanso de paz, de bálsamo para las heridas, es obra de Dios, opus dei, él nos hace ver que es posible vivir con naturalidad la orientación sexual y crecer en la fe. Nosotros creemos en un Dios del amor».

 

«Mi salida del armario tuvo una audiencia de lujo»

Alberto conoció otra iglesia, abierta, lejana, nada menos que al otro lado del Atlántico. Este ingeniero tuvo sus primeros contactos con el cristianismo gay en un templo del barrio neoyorquino de Chelsea donde los homosexuales constituían la mitad de la parroquia. No obstante, su formación espiritual siempre se había canalizado en un grupo cercano a la Compañía de Jesús, al que regresó tras su vuelta a Madrid y donde acabó exponiendo abiertamente su condición. «No hubo reacciones adversas, mi salida del armario tuvo una audiencia de lujo».
Pero en la vida cotidiana las cosas no son tan fáciles. «No hablo de mis convicciones religiosas cuando las relaciones son superficiales para evitar el estereotipo». Su falta de pareja guarda relación con su identidad. «Si quiero compartir mi vida con alguien ha de participar también en esa fe porque si no es así, no va a entender mi comportamiento».

2012

2012-01-26 Crismhom contesta al arzobispo Jaume Pujol Balcells

El diario El País, ha publicado un artículo bajo el nombre "El Jardín de los Obispos".Extraigo el fragmento donde Crismhom, Cristianas y Cristianos de Madrid Homosexuales, contesta a las declaraciones de Jaume Pujol Balcells, arzobispo de Tarragona: "Invitamos a monseñor Pujol a que se acerque y comparta con cristianos homosexuales su vivencia, y descubrirá que en ellos también se realiza la obra de Dios y dan testimonio de ello con su fe y comportamientos".

Volviendo a las declaraciones del arzobispo Pujol, los cristianos homosexuales agrupados en Crismhom (acrónimo de Cristianas y cristianos de Madrid homosexuales) creen que "son producto del poco conocimiento de la realidad de las personas homosexuales". Dicen: "Como homosexuales cristianos, vivimos de forma integrada nuestra orientación sexual con todos los demás aspectos de la realidad personal. Separar lo que somos como personas de lo que hacemos no es lo más acertado para hablar de la realidad de la homosexualidad. El comportamiento homosexual no es una realidad moral (como tampoco lo es el heterosexual), sino un reflejo de lo que una persona es, de lo que vive, piensa y siente. Se pueden juzgar moralmente comportamientos concretos o prácticas concretas pero no al comportamiento general de una persona por su orientación sexual.


Concluye Crismhom: "Este tipo de manifestaciones no ayuda a la normalización y no discriminación del colectivo LGTB (lesbianas, gays, transexuales y bisexuales). Aunque pedir disculpas siempre se agradece, es más adecuado no expresar opiniones fundadas en estereotipos o apegadas a una tradición que no siempre se ha distinguido por la defensa de la dignidad humana. Todo esto refleja la necesidad de un acercamiento, conocimiento personal de la realidad y de diálogo fluido y fraterno que la jerarquía de la Iglesia debe hacer con las personas homosexuales, pues no es suficiente decir que son hijos de Dios, sino que tienen que sentirse como tales. Invitamos a monseñor Pujol a que se acerque y comparta con cristianos homosexuales su vivencia, y descubrirá que en ellos también se realiza la obra de Dios y dan testimonio de ello con su fe y comportamientos".

*Podéis leer el artículo completo haciendo click en fuente.

Fuente: Diario El País

2012-02-18 Informe - El PP ante el matrimonio igualitario

 

Este informe, elaborado por la FELGTB, contiene la posición que han manifestado en los últimos años 43 responsables orgánicos e institucionales del Partido Popular en favor del matrimonio entre personas del mismo sexo.
 
Ver el fichero adjunto.
AdjuntoTamaño
informe_-_el_pp_ante_el_matrimonio_igualitario.pdf1.25 MB

2012-03-09 Mensaje de Comunidad Cristiana La Esperanza (Alcorcón-Madrid)

Mensaje de la Comunidad Cristiana La Esperanza (Alcorcón, Madrid) que representada por su pastor, Juan Larios, hace un llamamiento hacia la iglesia para acoger, aceptar más abiertamente, a las personas homosexuales (noticia recibida a través del Área de Asuntos Religiosos de la FELGTB).

 

Queridos todos y todas:

Conocedores y partícipes, en muchos casos, del dolor y del sufrimiento de tantos hermanos y hermanas debido a su condición sexual, hemos pensado y decidido en junta parroquial, dedicar los próximos sábados a abordar en profundidad la realidad de la homosexualidad y la respuesta de la iglesia. Queremos ser sinceros y confesar que muchas veces no somos ni nos comportamos como auténticos seguidores de Jesús de Nazaret, estando prontos a la crítica y a la condena y lentos, e incluso inmóviles, a la acogida y el reconocimiento. Reconocemos que muchas veces optamos por la actitud ambigua e hipócrita para no vernos salpicados por las consecuencias de una acción más allá de lo “políticamente correcto”. Sabemos y hemos conocido que en algunas de nuestras parroquias han habido personas homosexuales, y es posible que las sigua habiendo, pero hemos preferido ocultarlo mientras no fuera estrictamente necesario su abordaje, en cuyo caso hemos aplicado toda la contundencia “legal” de lo que creemos ser coherente con la “sana doctrina”. Queremos por tanto animar a todos y todas a buscar una auténtica conversión como único camino para el encuentro fecundo entre personas, todas creadas a imagen y semejanza de Dios, y para la liberación de los miedos y prejuicios con respecto a aquellos/as que son diferentes y piensan distinto a nosotros. Creemos que desde el punto de vista evangélico no es posible la exclusión y el rechazo, por tanto iniciamos esta vía de acceso hacia una pastoral solidaria, de acogida y de esperanza para todos.

En la fe de Cristo la Comunidad de la Esperanza os saluda y os desea lo mejor.

 

Noticia tomada de la página Cristianos Gays.

 

 

 

2012-04-30 Sobre testimonios de homosexuales que dicen "hemos salido del infierno"

CRISMHOM ha elaborado este comunidado ante la publicación en la página web del obispado de Alcalá de Henares de un conjunto de testimonios de personas homosexuales titulado "Hemos salido del infierno".

Señor Obispo Reig Plá:

Como comunidad de cristianas y cristianos homosexuales, bisexuales, transexuales y heterosexuales nos sentimos, una vez más, dolidos y asombrados por el uso y abuso de su autoridad eclesial como obispo. No dudamos que lo hace desde sus posicionamientos ideológicos y experienciales, y por tanto, que obra desde su conciencia y la buena voluntad. Pero cuando se ejerce un cargo de representación eclesial como el suyo y de influencia sobre otras conciencias que se sienten Iglesia y, por eso le escuchan, no basta con la buena voluntad ni con los posibles estereotipos ideológicos para tratar un tema que afecta a un colectivo numeroso de personas que sufren la estigmatización social que sus palabras provocan. Este colectivo, al cual pertenecemos, es también iglesia y tiene una dignidad en cuanto personas que usted no respeta con su cruzada persistente. Su actitud exige una responsabilidad y una formación humana e intelectual que no manifiesta ni por sus palabras ni por sus actos.

El ICD-10 de la Organización Mundial de la Salud, que junto al DSM-IV (Manual Diagnóstico y Estadístico de los trastornos Mentales) es ampliamente empleado en el mundo, afirman que «la orientación sexual por sí misma no se puede considerar un desorden». La APA eliminó la homosexualidad del DSM-IV en 1987 y se opone al diagnóstico de la homosexualidad como  un tipo de desorden. El 17 de mayo de 1990, la Organización Mundial de la Salud (OMS) excluyó la homosexualidad de la Clasificación Estadística Internacional de Enfermedades y otros Problemas de Salud. Por ello, todo tipo de terapia reparativa orientada al cambio de comportamiento sexual en personas homosexuales, no sólo está desaconsejado en la práctica psiquiatra y psicológica, sino incluso se considera que los intentos de modificación de la orientación sexual homoerótica no son procedimientos profesionalmente éticos.

En su página Web, se insiste en otros métodos espirituales para cambiar la orientación sexual como la oración, meditación, lectura de libros espirituales y vidas de santos. Evidentemente todas estas prácticas son medios que cualquier cristiano, tenga la orientación sexual que tenga,  usamos para vivir la relación personal con Dios y una mayor identificación con la persona y mensaje de Cristo. ¿Me podría citar algún pasaje del evangelio en el cual Jesús condene la orientación sexual y me invite al cambio? Serían muchos los pasajes, verdad Señor Obispo, en los cuales Jesús nos invite a amar, a no juzgar al otro, a tener misericordia; a defender al marginado y al débil; y sobre todo, muchos pasajes donde el Señor nos recuerda que Dios es “Abba” y que nos quiere y nos ha creado tal y como somos.

Las personas homosexuales, bisexuales, transexuales, heterosexuales no elegimos nuestra orientación sexual ni identidad de género. Nos sentimos, vivimos y expresamos tal y como somos. El ser y la identidad de una persona no se puede cambiar, a no ser que queramos destruir su personalidad. Y aquí radica el problema de muchas personas de nuestro colectivo. Sí, hay personas homosexuales con neurosis, doble vida, depresiones, ansiedad, insatisfacción vital, marginación familiar y social; viven “en el infierno”.
Pero no es un infierno por ausencia de Dios, es un infierno al que les ha llevado la estigmatización, rechazo y falta de misericordia que en la larga tradición de la Iglesia (de la cual usted es un baluarte)  les ha llevado a esta situación. Nuestro pecado es el mismo que el de las personas heterosexuales, la falta de amor; y nuestros actos  que tanto le escandalizan y que tan bien conoce, no son muy diferentes de los actos sexuales que cometen las personas heterosexuales cuando viven separadas la sexualidad del amor, y de un proyecto de vida cristiano basado en la fe y el amor.

Podríamos extendernos mucho más sobre las consecuencias que ha llevado a muchas personas homosexuales a vivir una vida de apariencia heterosexual; podríamos hablar de matrimonios rotos, de sacerdotes con doble vida. Nosotros no queremos vivir en la mentira vital. Queremos ser parte de una sociedad libre, que respete nuestra identidad personal; y de esta manera, colaborar a construir el Reino de Dios basado en el amor, la justicia y la verdad para todos. Y queremos ser Iglesia, y lo somos. Nuestra comunidad acoge a muchas personas que han sufrido por su orientación sexual, y muchas de ellas alejadas de Dios por actitudes y palabras como las suyas que han podido mermar no solo la integridad personal de muchas personas sino, lo más grave, alejarles del Señor.

Pedimos al Señor por usted, para que cambie el entendimiento y el corazón; para que sus actos y palabras nos lleven “al cielo”, a Dios; y no “al infierno”, al sufrimiento. Seguramente si nos conociera, experimentaría el gozo y la acción del Espíritu Santo en tantas personas de nuestro colectivo que han sido sanadas de la homofonía por la fuerza del amor y la acción salvadora de Cristo Resucitado. Solo se ama y se comprende lo que se conoce. Este es su reto, Señor Obispo; y si no es capaz, al menos sea prudente y guarde silencio.

Suyos en Cristo

Crismhom (Comunidad de cristianas y cristianos de Madrid homosexuales, bisexuales, transexuales y heterosexuales)

2012-09-14 A la memoria de Merche

Merche nos ha dejado y estamos muy apenados. Nos rompió los moldes y con gran sencillez y afabilidad nos transformó a muchos. Ya no somos los mismos. Damos gracias por ella, por su valentía y rebeldía, por su fe recia y su dulzura. Este artículo, escrito en memoria de Merche, da unas pinceladas del paso de esta mujer por CRISMHOM, dando gracias por ella y agradeciendo su intercesión presente y futura en favor de esta comunidad.


Mercedes E., llamada cariñosamente "Merche", pasó a manos del Padre el 29 de agosto de 2012 a causa de un cáncer. Viuda de dos maridos, su primera aparición en CRISMHOM tuvo lugar en una celebración de "La Cena del Señor" junto a Marisefa, María Eugenia y otras amistades. La intención de este pequeño grupo que acompañaba a Marisefa era simplemente conocer la entonces incipiente comunidad. El resultado de este proceso de conocimiento fue la eventual cesión del local donde ahora se aloja la actual sede de la comunidad por la generosidad de Marisefa. Merche, a pesar de su edad avanzada, fue sin lugar a duda la persona de este grupo que mayor interés mostró por la comunidad. Tras otros encuentros, empezó progresivamente a participar en más actividades hasta integrarse plenamente en la comunidad. De ella decían María Eugenia y Marisefa que era la "forofa".

 
Este grupo de personas (algunas de edad avanzada) y entre ellas muy especialmente Merche, enseñaron a CRISMHOM con su sola presencia, interés y participación en la comunidad, que la realidad LGTB (Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales) podría convivir perfectamente con el mundo heterosexual hasta convertir a CRIMSHOM de una asociación LGTB a una asociación de diversidad sexual que incluye la orientación heterosexual LGTB+H. El Señor se valió de estas mujeres extraordinarias, que por su edad podrían ser juzgadas de "carcas", para hacerse medio y presencia en un colectivo tan aparentemente alejado de ellas. Entre ellas, Merche, fue una pieza clave. Hoy, gracias a ellas, CRIMSHOM va incorporando entre sus socios también a personas heterosexuales. A continuación, algunos testimonios que nos hablan de Merche:
 
No conocí en profundidad a Merche, pero sí lo suficiente para considerarla una persona cercana. Merche me suscitaba un cierto desconcierto porque creo que era una mujer que rompía moldes y te hacía enfrentarte con todos tus prejuicios e ideas preconcebidas. Con esos prejuicios, uno tiende a acercarse a una mujer mayor heterosexual creyendo que se va a encontrar a alguien, si no muy conservador, sí lo suficiente para que tu realidad homosexual le choque. Y por supuesto si ese conocimiento tiene lugar en un ámbito religioso, crees también que sus ideas sobre la religión y la Iglesia estarán más cercanas a la Jerarquía que a los llamados cristianos de base. Craso error. Creo que en el cuerpo castigado por los años de Merche se encerraba una jovencita luchadora, rebelde y valiente. Me lo demostró en más de una ocasión cuando tratamos algunos temas mientras compartíamos bocados en nuestras cenas. Yo percibía en ella una rebeldía que cuando la explorabas casi se convertía en enfado con los que se alejaban de la esencia del Evangelio y rechazaban, marginaban y dogmatizaban. Creo que se nos ha ido una gran fuerza vital y hemos ganado una gran embajadora de CRISMHOM en el Paraíso.
 
Recuerdo un día que cuando di una charla sobre las consecuencias de los flujos migratorios en los países de acogida, Merche se me acercó al final de la misma para decirme: "Tenía una idea sobre las migraciones, pero después de oír tu charla la he cambiado completamente". Me llamó poderosamente la atención su sencillez, humildad y prontitud para reconocer que estaba equivocada cuando alguien le hacía ver cualquier cosa. Frente a la soberbia intelectual y dureza de corazón para reconocer mis errores, Merche me enseñó a estar abierto y acoger las enseñanzas de los demás.
 
Merche me dejó claro su interés en todas las iniciativas de carácter público tanto de CRISMHOM como de otras organizaciones LGTB cristianas. Una vez presenté una carta del Forum europeo al Papa y ella mostró el máximo interés y me pidió una copia.
 
Junto a su sencillez, bondad y apoyo a la población LGTB, Merche tenía una fe recia, en buena medida educada en la austeridad y las situaciones difíciles. Ser viuda de dos maridos resulta muy duro. La aceptación de su enfermedad en sus últimos meses no parecía humana. Iba notando poco a poco cómo perdía facultades. Los últimos meses, Merche venía a CRISMHOM en una silla de ruedas porque sus piernas dejaron de funcionar. En una ocasión llamando por teléfono, nos dijo su hija que no recordaba cómo se llamaba. Pese a momentos de llanto y duda, Merche siempre se manifestó con esa fe recia que pese a la dureza de su vivencia, nunca hizo sombra a su sencillez, bondad y positividad en la aceptación y acogida.
 
El Señor se valió de su familia, su amigas, sus lecturas, de CRISMHOM y del mismo Dios para mostrarla que no estaba sola. Una de sus hijas, Magdalena, tuvo el gran acierto de mudarse con su marido e hijos a su casa para que no se sintiera sola. Sus amigas quedaban regularmente con ella para jugar a las cartas y hacerla compañía. Su sola presencia en las oraciones de CRISMHOM, contribuía a crear el ambiente tan especial que allí se forma y que sólo es atribuible al Creador. Mucha gente de CRISMHOM se hizo encontradiza en su propia casa y en otros espacios.
 
En cierta ocasión, estando un grupo de gente de CRISMHOM en la terraza de su casa, Merche nos leyó un texto de un filósofo que le hizo pensar en Moisés, un chico miembro de un grupo en el que estaba Merche, que se reunía regularmente para compartir la fe y la vida. Yo intenté escribirlo para enviárselo a él, pero no me dio tiempo. Meses más tarde, estando con otro amigo en su casa, le pedí a Merche que nos volviera a leer este texto para enviárselo a Moisés. Ella lo leyó y yo lo grabé y se lo envié. Hoy tú también puedes escuchar la voz de Merche y escuchar este texto que ella eligió para Moisés en este enlace.
 
Hoy decimos adiós a nuestra querida Merche sin dejar por menos que dar gracias por ella, por su presencia y sabiduría. También, sin dejar de pedir su ayuda:
 
Nos prometiste que estarías hoy con nosotros aunque tuvieras que venir en una UVI móvil y has venido, traída por los ángeles que te han instalado en un palco alto con vistas para que no pierdas detalle, como a ti te gusta. Te pedimos que intercedas por nosotros ante el Señor y que nos transmitas la influencia bienhechora de la Comunión de los Santos. Que le digas a Dios que aquí tiene una comunidad que le ama sobre todas las cosas, entre tanta incomprensión y rechazo. Pídele que envíe al Espíritu Santo a proclamar que nuestra orientación afectiva es un regalo que Dios nos da, porque son muchos y diversos los caminos de la salvación. Que nos reserve  un lugar en el Cielo contigo y junto a aquellos que fueron discriminados o perseguidos y a quien Cristo llamó bienaventurados. Con la intersección de Merche, Roguemos al Señor.
 
Merche nos despide con esta oración formada por fragmentos del evangelio de Juan como si ella se dirigiera a nosotros:
 
En la casa del Padre hay muchas estancias. Cuando Jesús nos prepare sitio, volverá y nos llevará con Él, para que donde está Él, estemos también nosotros.
 
Aunque la tristeza os inunde, os conviene que me vaya, porque así os enviaré el Espíritu Santo, el Consolador. Me quedan muchas cosas por deciros, pero no las entenderíais ahora. Será el Espíritu quien os las vaya diciendo, poco a poco, en el tiempo venidero.
 
La paz os dejo, mi paz os doy. No la doy como la da el mundo. Que no tiemble vuestro corazón. Si me amarais, os alegraríais de que vaya al Padre, porque Él es más que yo. Dentro de poco no me veréis y os lamentaréis, pero vuestra tristeza se convertirá en alegría y nadie os la arrebatará.
 
Padre, cuida en tu nombre a los que me has dado, para que sean uno como Tú Padre en mí y yo en Ti. Para que sean completamente uno y el mundo sepa que fuiste Tú el que me enviaste y que los amas como a mí me amas. Padre, este es mi deseo: que los que me confiaste estén conmigo, donde yo estoy.
 
Amaos unos a otros como yo os he amado. El Padre no nos llama siervos sino amigos, porque todo nos lo ha dado a conocer. Como el Padre me envíó, os envío yo a vosotros. Y todo lo que pidáis en nombre del Padre se os concederá. Si me amáis, guardad la palabra del Padre y el Hijo y yo os amaré y haré morada con ellos en vosotros.
 
Esta es la vida eterna: que conozcáis al Padre y al que envió. Tú también me has dado a muchos y ellos han guardado tu palabra y han creído que tú me has enviado. Por vosotros ruego, por los que me dieron, porque son del Padre y todo lo del Padre es mío y lo mío del Padre.
 
En la casa del Padre hay muchas estancias. Cuando Jesús nos prepare sitio, volverá y nos llevará con Él, para que donde está Él, estemos también todos nosotros.

2012-09-17 A la memoria de Andrés

Andrés se nos ha ido y nos hemos quedado perplejos. Sin saber muy bien qué hacer, ni qué decir. De forma repentina, sin aviso, sin despedida. Perdónanos, si no hemos sabido estar más cerca de ti. Descansa en paz, Andrés. Goza del Amor de Dios para siempre.

 

 

 

 

 

 

 

Unas palabras sobre Andrés
 
 
Conocí a Andrés en el movimiento 0’7%, en el que colaboraba como voluntario activamente. Un día lo encontré en el local de CRISMHOM y me contó que era gay y cristiano. Participaba también en actividades de San Egidio, como algún otro hermano nuestro.
 
Lo recuerdo con una sonrisa agradable y una mirada dulce y brillante, con un velado trasfondo de cansancio y tristeza. Participó en nuestro grupo de fe y vida. Cuando quiso ser socio, me pidió que fuera su padrino y acepté con gusto.
 
Más adelante vino a nuestra casa y me contó muchas cosas. Había sido religioso marista.



Algunos le recordaremos siempre con cariño y esperanza. Cariño, porque se lo ganó. Esperanza, porque Dios Padre y Madre lo habrá acogido en su casa definitiva.



Descansa en paz, Andrés. Goza del Amor de Dios para siempre.
 
 
Andrés nos despide con esta oración formada por fragmentos del evangelio de Juan como si él mismo se dirigiera a nosotros:
 
En la casa del Padre hay muchas estancias. Cuando Jesús nos prepare sitio, volverá y nos llevará con Él, para que donde está Él, estemos también nosotros.
 
Aunque la tristeza os inunde, os conviene que me vaya, porque así os enviaré el Espíritu Santo, el Consolador. Me quedan muchas cosas por deciros, pero no las entenderíais ahora. Será el Espíritu quien os las vaya diciendo, poco a poco, en el tiempo venidero.
 
La paz os dejo, mi paz os doy. No la doy como la da el mundo. Que no tiemble vuestro corazón. Si me amarais, os alegraríais de que vaya al Padre, porque Él es más que yo. Dentro de poco no me veréis y os lamentaréis, pero vuestra tristeza se convertirá en alegría y nadie os la arrebatará.
 
Padre, cuida en tu nombre a los que me has dado, para que sean uno como Tú Padre en mí y yo en Ti. Para que sean completamente uno y el mundo sepa que fuiste Tú el que me enviaste y que los amas como a mí me amas. Padre, este es mi deseo: que los que me confiaste estén conmigo, donde yo estoy.
 
Amaos unos a otros como yo os he amado. El Padre no nos llama siervos sino amigos, porque todo nos lo ha dado a conocer. Como el Padre me envíó, os envío yo a vosotros. Y todo lo que pidáis en nombre del Padre se os concederá. Si me amáis, guardad la palabra del Padre y el Hijo y yo os amaré y haré morada con ellos en vosotros.
 
Esta es la vida eterna: que conozcáis al Padre y al que envió. Tú también me has dado a muchos y ellos han guardado tu palabra y han creído que tú me has enviado. Por vosotros ruego, por los que me dieron, porque son del Padre y todo lo del Padre es mío y lo mío del Padre.
 
En la casa del Padre hay muchas estancias. Cuando Jesús nos prepare sitio, volverá y nos llevará con Él, para que donde está Él, estemos también todos nosotros.
 
 

2012-11-25 Mensaje de Adviento 2012: ofrenda al niño Jesús

Hoy queremos ofrecer al niño Jesús este calendario de adviento. Un calendario de esos que tienen ventanitas que a los niños les encanta abrir porque hay una chocolatina debajo con forma de estrella o pastor. Las ventanitas se van abriendo cada día pero hay que buscarlas porque no están en orden. Hoy te ofrecemos este calendario de adviento. Para que sus ventanitas hoy cerradas, las vayamos abriendo con la ilusión de un niño. Para que las  prisas y distracciones de este tiempo no nos quiten el momento de buscarlas. Seguro que nuestros sobrinos o niños pequeños seguro las encuentran. Es posible que no las abramos todas. Sin embargo, te ofrecemos las que sí que vamos a abrir, porque hoy comienza una nueva era, las lanzas se convierten en podaderas, de las espadas se hacen arados, no se alzará pueblo contra pueblo, no se preparán para la guerra, habitará el lobo con el cordero y no causarán daño ni estrago por todo mi Monte Santo. Porque un niño nos ha nacido, un niño se nos ha dado, al que llamarán Maravilloso Consejero, Dios Todopoderoso, Padre Perpetuo, Príncipe de la Paz. 

Para ver el mensaje de felicitación de Adviento y Navidad de la presidencia de CRISMHOM pulsa en el siguiente enlace.

2012-12-11 Felicitación de Adviento y Navidad 2012

 

Nos encontramos un año más en plena vivencia de este período de Adviento, de esperanza y de celebración de la llegada del Amor, del nacimiento de Jesús. Celebración de que Dios hecho hombre, llega a nuestros corazones,  a nuestras vidas.
 
El amor siempre ha tenido dificultades para triunfar y reinar en el corazón de los hombres y mujeres a lo largo de la historia y en los tiempos que vivimos también. Es verdad, que en este momento de crisis, la dificultad es mayor porque si antes nos costaba dar lo que nos sobraba, ahora nos cuesta dar lo que necesitamos o creemos que necesitamos. Nos hemos, o nos han acostumbrando a sobrevivir contando sólo con nuestro esfuerzo y pericia, en una sociedad cada vez más individualista y materialista. El realizar juicios de valor de cualquier tipo, sobre un hermano o hermana también nos separa y disgrega  nuestros corazones. Pero puedo deciros que yo creo en el Amor, quizás es mi vivencia y creencia mayor y la que da sentido a mi vida. 
 
 
Todos sabemos y entendemos lo que es el Amor y aunque seguramente coincidimos en lo fundamental, todos tenemos matices diferentes, porque así es Dios y así somos nosotros, hijos suyos, semejantes a Él y también diferentes, con nuestras vivencias, limitaciones y experiencias.
 
Para nosotros como comunidad cristiana LGTB+H, la vivencia del amor es seguramente un reto mayor que para el resto de la sociedad, porque todos sabemos lo que son los problemas de aceptación y de rechazo, el sentirnos diferentes en nuestra soledad y el sufrimiento que ello conlleva. Pero seguramente por eso, hemos sido llamados por Dios a Amar con mayor medida, a pesar de los prejuicios y de las formas. A conocerle con mucha intensidad y profundidad y llevar este Amor a todos los planos de la vida. No estamos solos, el Señor nos acompaña y nos guía, Él nos ha mirado a los ojos y ha pronunciado todos y cada uno de nuestros nombres.
 
En este tiempo de Adviento y celebración del nacimiento de Jesucristo, quiero también trasmitiros la preocupación que desde la Junta Directiva de Crismhom tenemos sobre la necesidad de que todos colaboremos en el mantenimiento y ayuda de las necesidades de Crismhom, tanto materiales como de tiempo, humanas y afectivas. Cada uno en la medida de sus necesidades y disponibilidad, Amar es compartir, es entrega. El ser coherentes en la manifestación externa de nuestra vida, con lo que vivimos y sentimos en nuestro interior, en nuestro corazón, es una necesidad, un deber para todos y cada uno de nosotros.
 
Ya por último, quiero también trasmitiros mis mejores deseos para todos y cada uno de vosotros y vosotras, pediros disculpas por todas aquellas veces en las que en este año no he sabido estar próximo cuando me necesitasteis. También pediros que trabajemos todos juntos para desde la paz y el amor del Señor construir de verdad, con ilusión, con corazón, una comunidad cristiana fraterna de hermanos y hermanas. Una comunidad faro de Luz y Vida para el resto de la sociedad y de la comunidad LGTB. Construyamos entre todos un Crismhom que sepa hablar con voz clara y con la fuerza de nuestra realidad comunitaria, de la perfecta integración entre Ser cristiano y nuestra afectividad y diversidad sexual, denunciando y comunicando esta realidad a la jerarquía de las iglesias y al mundo, con la ilusión, serenidad y la fuerza que nos da el Señor.
 
Gracias, 
 
Bo Natal, Feliz Navidad 
 
Meus mellores desexos e parabens para o Natal
 
Un fuerte y querido abrazo en el Señor que nos cuida y da forma
 
Presidencia de Crismhom
 

 

2012-12-20 Felicitación de Navidad 2012

El Dios de lo pequeño. La vida oculta de Jesús. Treinta años de su vida en la oscuridad. Lo rutinario. Las escenas cotidianas, la levadura que se echa en el pan, barriendo la casa para encontrar la moneda perdida. En este contexto dice María: Soy de mi Señor. Estoy lista. Que suceda en mí lo que has dicho.


Sobre la contemplación de un niño. Acercarse sin necesidad de decir nada, con sencillez y humildad, sin tener que aparentar nada. Indefenso nos desarma. Es mucho más lo que crea en nosotros sin hacer nada, que lo que logramos nosotros, queriendo hacerlo todo. Gracias, Dios mío, gracias, porque quisiste mostrarme tu rostro: el rostro de un niño.

El cuidado de lo externo ayuda a que crezca lo interno. El silencio, la luz, la belleza no aparente, el color, encontrarse en comunión íntima con el propio cuerpo. Para ahondar en el deseo y desear con más fuerza. Antes de orar, humildad. Tras la oración, sólo agradecimiento ...


Porque un niño nos ha nacido, un hijo se nos ha dado. Y la soberanía reposará sobre sus hombros y le llamarán Maravilloso Consejero, Dios Todopoderoso, Padre Perpetuo, Príncipe de la Paz.

 

 

¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ FELIZ NAVIDAD !!!!!!!!!!!

 

 

 

“For unto us a child is born,

Unto us a Son is given.

And the government shall be upon his shoulder.

And His Name shall be called:

Wonderful Counsellor, Almighty God,

The Everlasting Father, The Prince of peace”.

(Isaiah 9,10)

http://www.youtube.com/watch?v=TN5BaOGTmGs

(coral de "El Mesías" de Haendel)

2013

2013-03-25 Carta sobre la celebración del Triduo Pascual

Carta del presidente de CRISMHOM frente a la celebración del Triduo Pascual y la Semana Santa 2013.

Queridos todos:

Nos disponemos a vivir en estos días la memoria de la entrega final de Jesús. Su vida que fue una acogida de los últimos, de los rechazados, de todos aquellos que en la sociedad de su momento no daban la talla, le llevó a convertirse en uno más de ellos, y como ellos rechazado por los sumos sacerdotes y las autoridades.

Muchos de vosotros aprovechareis estos días para descansar y para recobrar las fuerzas que la vida diaria nos va desgastando. Pero ojalá que allí donde nos encontremos vivamos con espíritu de comunidad y de familia el profundo significado que las últimas horas de Jesús, su muerte y su Resurrección tienen para nosotros como comunidad. ¿Qué significan para nosotros como comunidad estos días santos? ¿Qué exigencias concretas se nos revelan para nosotros comunidad cristiana LGTB al hacer memoria de la entrega del Señor Jesús?

A veces entre nosotros surgen discusiones, pareceres diferentes, que en la mayoría de los casos no son sino intentos de ser el más grande, el más importante en la comunidad. Quizá fuera la misma circunstancia la que inspirara a Jesús el gesto del lavatorio de los pies. Mientras los discípulos están enfrascados en una animada discusión, él se levanta silenciosamente de la mesa, busca una jofaina de agua y una toalla, vuelve y se arrodilla delante de cada uno dejándolos sumidos en la mayor confusión.  En el lavatorio de los pies Jesús ha querido resumir todo el sentido de su vida, para que quedara bien grabado en la memoria de los discípulos. Este gesto expresa toda la vida de Jesús, que desde el principio hasta el final, fue un lavatorio de pies, esto es, un servir a los hombres.

Por eso, estos días deberíamos revisar nuestra vida como comunidad. Pero hacer una revisión valiente y sincera para ver si realmente vivimos en Crismhom nuestra vida cristiana como servicio a los hermanos, o, si por el contrario, nos servimos de ellos. ¿Nos mueve el servicio, o es por el contrario el ansia de dominio, la costumbre de imponer a los demás la propia voluntad y el propio modo de ver y hacer las cosas? No se puede servir seriamente a los demás quien se dedica de lleno a contentarse a sí mismo, quien hace un ídolo del propio descanso, del propio tiempo libre, del propio horario. Si cada uno es la medida de sí mismo, si cada uno puede reclamar siempre y sólo su propio derecho, sin preocuparse al mismo tiempo del bien de los demás nunca seremos comunidad de seguidores y seguidoras de Jesús al servicio de nuestro colectivo LGTB.

Pero ha llegado el momento de abordar el punto más importante a propósito de la entrega de la propia vida, siguiendo el ejemplo de Jesús. San Juan nos dice “Él dio su vida por nosotros. También nosotros debemos dar nuestra vida por los hermanos. Si alguno que posee bienes de la tierra, ve a su hermano padecer necesidad y le cierra su corazón, ¿Cómo puede permanecer en él el amor de Dios? hijos  míos, no amemos de palabra ni de boca, sino con obras y según la verdad” (1Jn 3, 16-18)

¿Sabemos cuántos hermanos de nuestra comunidad sienten la soledad, la necesidad económica, la necesidad de cariño, de ternura? ¿Somos capaces de abrazos prolongados, sonrisas amplias, y tiempo compartido? Aquel que dijo sobre el pan:”Esto es mi cuerpo”, pronunció estas mismas palabras también sobre los que padecían cualquier necesidad. Lo hizo cuando hablando sobre lo que se ha hecho por el hambriento, por el sediento, por el prisionero, declaró solemnemente: “Amí me lo hicisteis”. Lo  hizo cuando identificándose con el hermano necesitado declaró: Yo tuve hambre, yo tuve necesidad de cariño, de ternura, de compañía, de que compartieras tu tiempo contigo, yo era forastero… Cada vez que estamos frente a una persona que sufre, deberíamos oír dentro de nosotros, con los oídos de la fe, la voz de Cristo que repite: “Esto es mi cuerpo”

Pero la entrega de Jesús no fue sólo por sus discípulos, por “los suyos” sino por todos los hombres. Así también nuestra comunidad no debe permanecer cerrada en sí misma. Hay situaciones de terrible injusticia a la que nos terminamos acostumbrando de tanto verlas. Y el gran riesgo de acostumbrarnos es la indiferencia: ya nada nos causa asombro, nos estremece, nos golpea. Algo así puede pasarnos con el paisaje que asoma cada vez en más en nuestras calles con motivo de la crisis económica. Nos acostumbramos a ver hombres y mujeres de toda edad pidiendo o revolviendo en la basura, durmiendo en los portales o cajeros buscando un poco de calor. Y al acostumbrarnos viene la indiferencia: no nos interesan sus vidas, sus historias, sus necesidades, ni su futuro…

Ojalá que estos días santos nos lleven a empezar como comunidad, una reflexión sobre como estamos viviendo el amor. Primero entre nosotros mismos, entre nuestros hermanos y hermanas de comunidad. A cómo estamos atentos los unos a las necesidades de los otros. Y después qué respuesta podemos dar, también como comunidad a los efectos terribles de la crisis económica en la medida de nuestras posibilidades.

Sólo así podremos comprender y vivir la entrega de Jesús: “ habiendo amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el extremo” (Jn 13, 1) Jesús hoy también nos dice a nosotros: “Sabiendo esto, dichosos seréis si lo cumplís” (Jn 13, 17)

Con todo mi cariño

Gonzalo

 

Presidencia CRISMHOM

2013-05-22 CRISMHOM, Pentecostés LGTB

CRISMHOM, PENTECOSTÉS LGTB. Homilía sobre la Solemnidad de Pentecostés de 2013. Textos bíblicos: Hechos 2,1-11. 1 Corintios 12,3b-7.12-13. Juan 20,19-23. Con la creación hace siete años de Crismhom se produjo en Madrid el Pentecostés arco iris lgtb. El Espíritu Santo descendió sobre un grupo de cristianos homosexuales y formó una comunidad eclesial ecuménica. Crismhom será conducido no por la ley o norma gris eclesial que margina y condena la dignidad y el comportamiento lgtb sino por la rúah (espíritu) de Dios que crea una comunidad multicolor de rica diversidad afectivo- sexual. Es el Espíritu el único que hace posible que hombres y mujeres lgtb+h entren a formar parte del nuevo Pueblo de Dios.

En estos siete años hemos sido testigos de cómo el Espíritu ha ido construyendo esta comunidad cristiana de Crismhom. Hemos escuchado a muchos hermanos hablar con el lenguaje de la acogida, de la comprensión, de la tolerancia, del amor, propio de la rúah de Dios. En este lenguaje, hombres y mujeres diversos en su afectividad, edad, origen, raza, ideología y trayectoria eclesial se han comunicado las maravillas que Dios ha hecho en sus respectivas vidas. Este lenguaje del Espíritu inclusivo ha realizado verdaderas transformaciones en numerosos hermanos, ha cicatrizado heridas de falta de aceptación, de intolerancia y rechazo en muchos casos en el seno de las Iglesias, y ha ido configurando un estilo de comunidad fraterno, solidario y eclesial. Por todo esto, la existencia de Crismhom es motivo de acción de gracias a la rúah de Dios, de alegría y de fiesta para todos nosotros.  
 
En la segunda lectura, Pablo recuerda a los corintios la importancia de vivir unidos en el seno de las comunidades. Sus palabras responden al problema que había surgido en las comunidades de Corinto, en las que algunos que recibían dones o carismas extraordinarios competían entre ellos sobre cuáles eran los más importantes. Esta situación también se ha dado y se puede dar en el seno de nuestra comunidad de Crismhom. La diversidad de acentos eclesiales y de vivencias de la fe cuando se radicalizan y se intentan imponer unos a otros producen tensiones, críticas y rechazos que dañan a las personas y a la misma construcción de la comunidad cristiana. 
 
La diversidad de dones, vivencias y peculiaridades de nuestra comunidad lgtb es una gracia del Espíritu. La diversidad debe estar al servicio de la unidad, aunque eso nos suponga renunciar o relativizar algunos acentos propios en aras del bien común y de la misión de nuestra comunidad. Pidamos al Espíritu que nos vaya uniendo por dentro para que seamos "cuerpo del Señor" unido en nuestra rica pluralidad. El Espíritu nos pide que seamos una comunidad de comunión fraterna que siga siendo una referencia para la cristianos lgtb y un modelo comunitario evangélico para las respectivas Iglesias.
 
En el IV Congreso de Crismhom se nos habla de la unidad de la comunidad: " La comunidad en Crismhom supone crear un espacio fraterno en el que compartir medios y afecto de forma que no existan categorías o preeminencias en función de criterios intelectuales, económicos o sociales: todos/as iguales, todos/as uno en Cristo, todos/as uno en Crismhom" (1,5). Unidad en lo esencial que comporta también para la edificación de la comunidad plena libertad de opiniones y acciones, "especialmente a aquellas opiniones y acciones relativas al modo concreto de entender el compromiso cristiano en el mundo" (IV Congreso, 2.5.3 ). Se perfiló en el último Congreso el estilo comunitario de Crismhom con las siguientes características: “el pluralismo en la unidad; la sencillez en la organización y actividad; la tolerancia, la comunicación fluida y sincera; la información entre los miembros, la corrección fraterna, la generosidad en la dedicación y el tiempo; la búsqueda del bien común sobre los intereses personales" (2.5.2).
 
La rúah de Dios (el Espíritu) suscita dones y carismas en nuestra comunidad cristiana no sólo para nuestro crecimiento sino también para el enriquecimiento de toda la comunidad lgtb. El Señor, a través del  Espíritu de la Paz, nos envía a la comunidad y a cada uno de nosotros, a transmitir el Evangelio, con alegría y entusiasmo, a todos los hombres y mujeres lgtb: "Paz a vosotros. Como el Padre me ha enviado, así también os envío yo", hemos proclamado en el Evangelio.
 
Hoy, fiesta de Pentecostés, nuevamente el Espíritu nos impulsa a hablar de las maravillas de Señor a la comunidad lgtb alejada de Dios, a cambiar las mentalidades homófobas y excluyentes de la diversidad afectivo- sexual y a seguir luchando por el reconocimiento de la dignidad y de todos los derechos de la comunidad lgtb en la sociedad y en las diferentes Iglesias. 
 
Hoy Crismhom tiene nuevos retos en el interior de la comunidad y en su expresión exterior. En el interior, cuidarse y preocuparse unos de otros, configurar una espiritualidad propia, consolidar la comunidad cristiana, crecer en identidad  y en número los miembros comprometidos, revitalizar y acrecentar los grupos de fe y de vida; en el exterior, hacernos más presentes y partícipes en los colectivos lgtb y en todas las plataformas que luchen por la justicia e igualdad, seguir denunciando proféticamente las injusticias que sufre el colectivo lgtb y los sectores más pobres y marginados de nuestras sociedad y, al igual que el Espíritu impulsó a Pedro a llevar el Evangelio al pagano Cornelio y su familia, —en lo que se ha llamado el Pentecostés gentil— así también el Espíritu puede llevar a Crismhom a contactar y anunciar el Evangelio a las familias homoparentales que según el último informe, se sienten integradas socialmente pero perciben discriminaciones a nivel administrativo, social, laboral y en el seno de las propias familias, en muchos casos, por parte de miembros cristianos de mentalidad conservadora.
 
Pidamos por último a la rúah de Dios que, en palabras de Pablo, venga en ayuda de nuestra debilidad porque nosotros no sabemos pedir lo que nos conviene. Y el que escudriña los corazones de los hombres nos dé Espíritu de sabiduría, inteligencia y ciencia para seguir construyendo la comunidad cristiana lgtb que necesita el colectivo lgtb y la Iglesia.
 
Ramón Llorente.
 

2013-06-09 Convivencia de CRISMHOM 2013

Como cada año, un grupo de miembros comprometidos y simpatizantes de Crismhom nos reunimos en Becerril de la Sierra los días 7-9 de junio de 2013 para tener unos días especiales de encuentro con el Señor y con los hermanos. En esta ocasión tuvimos el placer de contar con Aure, Coordinador del Area de Asuntos Religiosos de la FELGTB.

La Convivencia estuvo organizada y preparada por personas de la Junta Directiva que dedicaron mucho tiempo y esfuerzo para que todo saliera bien. Cabe mencionar a las personas que colaboraron también en la excelente preparación de las comidas -que este año iban por nuestra cuenta- y a quienes prepararon los momentos más lúdicos. 
 
 
Comenzamos el viernes con la cena y una breve oración para ponernos en situación y pedirle al Señor que nuestro “camino a Ítaca” sea largo y lleno de momentos en que podamos aprender, porque el camino no es un medio, sino un fin en sí mismo. 
 
El sábado fue el momento más intenso de nuestra Convivencia. Después de la oración matutina estuvimos trabajando algunos puntos del último documento de Crismhom por grupos respondiendo a preguntas tales como: ¿Quién es Dios para mí? ¿Cómo vivo mi compromiso Cristiano? ¿Y mi compromiso LGTB? etc. El debate en grupos dio paso, por la tarde, a una plenaria en donde se abordaron, de manera totalmente fraterna pero abiertamente, algunos temas que no estaban claros o que son susceptibles de provocar desencuentros en otras situaciones. Fue un momento de Gracia el participar en un debate sobre temas como el posicionamiento y el compromiso de Crismhom frente a la realidad social: recortes en servicios sociales, retrocesos del Estado del Bienestar, la mujer en la Iglesia, etc y llegar a algunas conclusiones. Tras este trabajo tuvimos un tiempo de Desierto orando con el texto de la “Viuda de Naím”. El trabajo del sábado terminó dando gracias a Dios con la celebración de la Cena del Señor, a la que se unieron las compañeras de Nueva Magdala, con las que también compartimos la cena y una velada teatral en donde se representó, abreviada, una muy especial “La Venganza de Don Mendo”. 
 
El domingo fue más lúdico. Un grupo desafió a las inclemencias del tiempo y, tras la oración de Laudes, fue de excursión a la presa de Navacerrada. Tras la comida, bajada del Monte Tabor, vuelta a la ciudad y a nuestros quehaceres, satisfechos por haber pasado unos días como hermanos, en compañía del Señor.
 
Fotografía: tomada desde la presa de Navacerrada

2013-08-14 Memoria de un viaje de ayuda humanitaria a Senegal

Tras una vida de adicción al trabajo como empresario y de alejamiento de la iglesia, Tino encuentra en la madurez de su vida, una fuente de paz y consuelo. Evitando juicios y valoraciones, contemplemos el simple hecho de un conjunto de viajes de ayuda humanitaria hechos por su cuenta y riesgo por distintos países con el único propósito de visitar orfanatos, leproserías y maternidades para llevarles alimentos y medicamentos. Esta es una crónica de su último viaje a Senegal, tras haber sufrido dos operaciones en el último año (la última de hernia de disco unos meses antes de hacer el viaje). Esta vez se llevó la ayuda económica de personas individuales y de CRISMHOM, para poder comprar más alimentos y ayuda allí. Siempre pensando en que cada viaje será el último, su gran ilusión (incluso tras ser operado), es poder pensar en hacer el siguiente.
 
 
 
Este año el viaje estaba proyectado para ser realizado por dos miembros de Crismhom: ConstanTINO y Alex, para amortiguar los gastos de viaje y poder aumentar la cantidad de medicamentos y alimentos, hicimos carteles de petición de donativos en mi parroquia, en la de nuestro hermano Ramón y la más importante, por añadir a lo económico el gran valor sentimental que me proporcionaba representar a los hermanos de Crismhom.
 
La primera dificultad se presentó antes de iniciar el viaje en Barajas. Resulta que hubo problemas y a pesar de que Alex tiene la tarjeta de residente en España, no le permitieron viajar por motivos de visado y con el tiempo de las consultas cerraron el vuelo. Sólo me dieron la tarjeta de embarque a mí. Llevábamos dos maletines de mano con los efectos personales y dos grandes maletas llenas de medicamentos (muy difíciles de conseguir en Senegal) que tuve que pasar por el control de Rayos X. El policía las abrió y avisó a la Guardia Civil. Fue una odisea demostrar que yo iba como misionero y con carta personal de recomendación de cónsul de Senegal. En fin, que me dejaron pasar y con 15 minutos que retrasaron la salida del avión embarqué bajo las miradas de enfado de las azafatas.
 
Llegada a Dakar, noche en un pequeño hotel y al día siguiente salida en vuelo a Zinguinchor, en el Extremo sur del país. En los siguientes días visité dos poblados de leprosos, unos 160, incluyendo gran cantidad de niños. Después de comprobar sus necesidades, me dediqué a ver los mejores precios en mayoristas de venta de arroz.
 
Efectué la compra de 2.800 Kg de arroz, 300 Kg de jabón y paquetes de galletas que entregué proporcionalmente en los dos poblados. Como en viajes anteriores, recibí mi más preciado premio, la alegría de los niños, pues las galletas se las entregaba personalmente. Sus sonrisas y miradas volvieron a alegrar mi espíritu, llenando mi alma de espiritualidad. Incluso dos ancianas llegaron a besarme las manos. A a todo esto, yo mostraba en mi pecho una cruz demostrando cómo un cristiano les llevaba la ayuda siendo ellos una comunidad musulmana.
 
En una maternidad existente en un poblado al que había que acceder en barca, entregué los medicamentos de las dos maletas. En aquel momento no tenían ni un solo antibiótico. Como tenía previsto, me trasladé a un pueblo donde hay un hotel junto al mar para relajarme un día y medio. Sin embargo, me informaron sobre un orfanato recientemente abierto y con el no mucho dinero que me quedaba, les proporcioné 600 Kg de leche en polvo.
 
Otra nota de dificultad fue que cancelaron el vuelo de vuelta a Dakar y la maleta ya la había metido dentro del aeropuerto … Vuelta a un hotel a las 12 de la noche para descansar unas horas. Al final y para no aburrirnos, terminé llegando a Madrid después de nueve días, con el alma muy llena de Cristo.
 
Deseo notificaros que si Dios me lo permite volveré en Noviembre, aunque también estudio la posibilidad de viajar a Somalia.
 
Un gran abrazo a todos y agradezco de nuevo vuestra valiosa generosidad,
 
Tino

2013-12-01 Felicitaciones de Navidad 2013

Comenzamos el tiempo de Adviento con el deseo de estar atentos y despiertos: porque un niño nace nuevamente entre nosotros. Un niño que con su inocencia entra en nuestra vida y lo va poniendo todo patas arriba.

Hoy pedimos para que le dejemos acampar y entrar. El Adviento va sobre preparativos, estar pendientes de un nacimiento, la esperanza de una venida, tener las cosas a punto. Cuando un niño nace, acapara toda la atención. El Adviento es la etapa final del embarazo. Un niño nace y acampa entre nosotros. Viene a compartir, a hacerse nuevamente uno de nosotros hasta la venida final del Señor. El inicio de nuestro Señor omnipotente es el de un niño indefenso que sólo puede subsistir con nuestros cuidados. Preparad el camino al Señor, haced rectas todas sus sendas. Que el lobo habite con el cordero. No harán daño y estrago por todo mi Monte Santo. Consolad, consolad a mi pueblo, que se ha cumplido su servicio y está pagado su pecado. Bajaste, y los montes se derritieron con tu presencia. Jamás oído oyó ni ojo vio un Dios, fuera de ti, que hiciera tanto por el que espera en él. Este es el clima del Adviento. Dispongámonos y preparémonos porque un niño se nos ha dado, al que llamarán Dios Todopoderoso, el Padre perpetuo, el Príncipe de la paz. Hagámosle un hueco en nuestra vida aunque nos ponga todo patas arriba. Él a cambio, nos dará la felicidad

 

Profetizando con denuncia y renuncia. Poniendo a Dios primero y después a las instituciones. Intentando hacer cosas ordinarias con amor extraordinario. Porque Dios no busca a los capaces, sino que capacita a los que buscan. Saliendo de nosotros mismos, de nuestros lugares cómodos, para salir a otros distintos donde a pesar de poder estar más incómodos, en realidad nos encontramoss mucho mejor. No queriendo sólo hacer memoria de lo que sucedió, sino deseando vivamente celebrar lo que está por venir. En nombre de CRISMHOM, os deseamos una muy FELIZ NAVIDAD:

 

Porque un niño nos ha nacido, un hijo se nos ha dado.

Y la soberanía reposará sobre sus hombros.

y le llamarán:

Maravilloso Consejero, Dios Todopoderoso,

Padre Perpetuo, Príncipe de la Paz.

(Isaías 9, 10)

“For unto us a child is born, Unto us a Son is given.

And the government shall be upon his shoulder.

And His Name shall be called:

Wonderful Counsellor, Almighty God,

The Everlasting Father, The Prince of peace”.

(Isaiah 9, 10)

 
 
 
FELICITACIÓN DEL PRESIDENTE
 

Queridos todos y todas:

 

Hace unos días un buen amigo me regaló un icono del Buen Samaritano. En mi oración de estos días esa parábola tan conocida ha estado muy presente. La parábola del Buen Samaritano no es uno de los Evangelios que podremos escuchar estos días en la Liturgia, pero creo que refleja muy bien el misterio de la Navidad. Sí, también la humanidad tirada al borde del camino, a veces malherida, y llena de victimas ha sido levantado por Dios, que cual buen samaritano se acerca a nosotros en la noche de Belén, y en las noches de la historia, curando nuestras heridas cargándonos en sus hombros y ofreciéndonos la salvación, una vida plena.

 

Saborear el amor de Dios, su cercanía, su caminar a nuestras lado para curar nuestras heridas, es Navidad. Lleno de amor hizo pequeña su grandeza, se ha entregado sin ninguna reserva; en una explosión de caridad se hizo pecado por nosotros para que no tuviéramos miedo al encontrarlo. A cada uno de nosotros, como buen Samaritano, nos levanta y nos devuelve la vida, la vida plena. Navidad es disfrutar este amor explosivo de Dios, inabarcable, inagotable, no sólo por la humanidad, sino por mí en particular. Y “si Dios nos ha amado de esta manera, también nosotros debemos amarnos unos a otros”.  Este es el mensaje central de la Navidad: el amor de Dios que se derrama y que da fruto, que se hace fraternidad universal, deseos de paz, de bondad y de belleza.

 

En nombre de la Junta directiva y en el mío propio, desearos una Navidad llena de Dios, de alegría y paz. No os aburro más, pero no me resisto a poneros unas palabras del Papa Francisco en la “Evangelium Guaudii”. Aparte de disfrutar de la pandereta, el polvorón y el confeti  no olvidéis deteneros silenciosamente en la cuna de Belén, y allí escuchad estas palabras que resumen muy bien el porqué Dios vino a la Tierra.

 

“El mundo está lacerado por la guerras y la violencia, o herido por un difuso individualismo que divide a los seres humanos y los enfrenta unos contra otros en pos del propio bienestar. En diversos países resurgen enfrentamientos y viejas divisiones que se creían en parte superadas. A los cristianos de todas las comunidades del mundo, quiero pediros especialmente un testimonio de comunión fraterna que se vuelva atractivo y resplandeciente. Qué todos puedan admirar cómo os cuidáis unos a otros, cómo os dais aliento mutuamente y cómo os acompañáis. Pidamos al Señor que nos haga entender la ley del amor. ¡Qué bueno es tener esta ley ¡Cuánto bien nos hace amarnos en contra de todo! Sí ¡en contra de todo! ¡Hagámoslo hoy! ¡No nos dejemos robar el ideal del amor fraterno!” (E.G. 100-101)

 

Feliz Navidad, y un año nuevo lleno de ilusión y de amor fraterno.

2014

2014-02-06 V Encuentro Estatal del Área de Asuntos Religiosos de la FELGTB

 Queridas y queridos amigos,
 
Como os comentamos recientemente, el Área de Asuntos Religiosos organiza un año más un retiro donde las exclusiones quedan fuera y la igualdad es muy bienvenida.
 
La organización del próximo Encuentro de Asuntos Religiosos, orientado a personas creyentes LGTB y simpatizantes, un espacio donde fe, orientación sexual e identidad de género se armonizan y afianzan, tendrá lugar el fin de semana del 25 al 27 de abril de este año en El Masnou, muy cerca de Barcelona capital. Esperamos poder contar con vuestro apoyo y asistencia y que a su vez invitéis a quien creas puede interesarle este encuentro/retiro.
 
 
Ya se ha abierto el plazo de inscripción para acudir a este encuentro. Si queréis asistir, tenéis que hacer rellenar el siguiente formulario de inscripción (a través de google). Las plazas son limitadas.
 
Formulario de inscripción: clica aquí.
 
 
Los precios son los siguientes: (Incluye las dos noches y pensión completa.)
 
Inscripción antes del 25 de febrero:
- Personas que vivan a más de 200 km de Barcelona: 50 euros
- Personas que vivan a menos de 200 km de Barcelona: 60 euros
 
Inscripción después del 25 de febrero:
- Personas que vivan a más de 200 km de Barcelona: 60 euros
- Personas que vivan a menos de 200 km de Barcelona: 70 euros
 
Posibilidad de solicitar beca para las personas en paro o con dificultades económicas, poneos en contacto con Secretaría Crismhom (secretaria@crismhom.org)
 
La inscripción sólo será efectiva después del ingreso del importe correspondiente en la cuenta de ACGIL:
 
IBAN ES78-3025-0001-1914-3341-372
 
No olvides poner en la referencia del ingreso “ENCUENTRO” y tu nombre.
 
 
¡¡Os esperamos!!

2015

2015-06-07 Boti García Rodrígo: galardonada con la IX Edición del Premio Arco Iris CRISMHOM

Boti García Rodrígo ha sido galardonada en la IX edición del Premio Arco Iris CRISMHOM. El acto de entrega tendrá lugar la víspera de la celebración de la Manifestación del Orgullo LGTB, el viernes 3 de julio a las 20h en la sede de CRISMHOM (Barbieri 18). CRISMHOM expresa su satisfacción por conceder a Boti su galardón y nuestro mayor agradecimiento por tan merecida y sacrificada trayectoria.

 

Boti García Rodrigo es licenciada en Filosofía y Letras de la Universidad Complutense de Madrid. Por más de diez años ejerció la docencia y actualmente se desempeña como funcionaria pública. Ha sido una activista notable en la historia de los derechos LGTB, cabeza visible durante décadas de la lucha por la visibilidad del colectivo en España. Su máxima es la lucha por la igualdad y la libertad en todos los ámbitos vitales, valores por los que también propende Crismhom. 
 
En desarrollo de su activismo ha desempeñado la presidencia del colectivo de Gais, Lesbianas, Transexuales y Bisexuales de Madrid, COGAM, y de la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales, FELGTB. Ha sido una incansable luchadora por la reivindicación y defensa de normas jurídicas igualitarias en materia de matrimonio e identidad de género. En 2014, en su condición de presidenta de la FELGTB, fue la primera activista del colectivo recibida por el jefe de Estado español y su esposa, la Reina. 
 
En palabras de Boti: “Lesbianas, gais, transexuales y bisexuales hemos vencido la adversidad creyendo en la utopía de la igualdad, sonriendo a pesar de todos los pesares, sonriendo y echándole orgullo a la vida y luchando, luchando por nuestro futuro y por superar nuestro pasado, brindando los frutos de nuestra lucha a quienes antes la hicieron, a quienes vendrán después a sonreír a la igualdad tan peleada, en la que supimos creer y por la que quisimos luchar”.
  
¡¡¡Enhorabuena para Boti, para nuestra Asociación y para nuestro colectivo!!!
 

2016

2016-06-30 Las dos Españas ... ¿Los dos orgullos?

Publicado en Shangay.com por Nacho FresnoLa pregunta es cíclica. ¿Hay que estar orgulloso? Yo, al menos, sí lo estoy. De muchas cosas, pese a esa división, también cíclica, que reproduce algo intrínsecamente ligado a nosotros como es ‘el síndrome de las dos Españas’. Es curioso que nos neguemos a desterrarlo, incluso en el oasis de diversidad conquistada. Resulta paradójico que entre quienes celebramos la libertad de lo diverso haya sectores, quizá reaccionarios, que fomenten el rechazo a otras formas de celebrar el Orgullo que no sea la suya. Parece como si en ese ‘terreno conquistado’ quisiéramos plantar la semilla que tanto odio ha sembrado en nuestro país, dividiendo siempre en dos equipos a los que piensan de diferente manera.

Quizá esas ‘dos Españas, dos Orgullos’ –el de los que quieren imponer que sea ‘de esta manera’, y el de los que quieren celebrarlo ‘de la otra’– provoca más pena que orgullo, pues da pavor ver cómo ese peligroso gen hereditario de nuestra historia –que busca ‘enfrentamiento’ donde solo debería haber ‘diferentes puntos de vista’– se instala en lo que convendría que fuera una marea diversa que suma, no resta. No es tanto un Orgullexit, sino buscar enemistad, rivalidad: las dos Españas del siglo XXI, en definitiva.
 
Personalmente, me enriquece recorrer Madrid en medio de proclamas con las que no estoy en absoluto de acuerdo o, incluso, en el mayor desacuerdo, pues me suelo rodear de personas que no piensan como yo. Evitar el botafumeiro es la mejor manera de que nuestros personales cimientos morales sean más sólidos: la crítica externa permite analizarte con perspectiva, reafirmarte en tus convicciones o modificarlas, evitando el peligroso pensamiento único. Por ello sí estoy orgulloso del Orgullo que, en su diversidad de opiniones, pone de manifiesto algo tan grave como que aún sea necesario recordar que no todo está ganado, y hay muchas personas que siguen sufriendo por ser como son. O por intentar serlo. No del que busca enfrentamiento interno.
 
También me siento orgulloso de que, en este maremágnum de diversidades que es la vida, haya lugares donde ese ‘síndrome de las dos Españas’ está definitivamente desterrado, pues es más importante lo que une que lo que separa. En Chueca hay uno que se llama Crismhom. Allí no puede haber dos Españas, porque habría tantas Españas como personas se reúnen. Y esas personas no son otras que cristianos gays, lesbianas, bisexuales, transexuales o heterosexuales que se sienten discriminados por ser eso, cristianos, tanto en sus ámbitos religiosos, donde no los aceptan, como en su vida gay, donde no los entienden. Y tiene cojones que quienes queremos que se normalice la diversidad seamos, muchas veces, quienes no la aceptemos. Me siento muy orgulloso de que existan, y de que lleven diez años luchando, contra viento y marea, sirviendo de ayuda a muchos que se sienten o han sentido marginados por ambos lados.
 
Como cristiano gay he vuelto a comprobar con ellos que lo de ‘poner la otra mejilla’ ayuda a tender puentes, a abrir puertas: primero porque mi fe –y mi experiencia– me dice que soy afortunado por ello (Mateo 5,11); segundo, porque la fuerza que en Crismhom han tenido para hacer ese desinteresado trabajo solo puede alimentarse de ese sentimiento de incomprensión. ¿Orgulloso entonces? Muchísimo. Aunque solo será orgullo real cuando pueda decir que he hecho algo –como todos aquellos que llevan años luchando– para que muchas personas hayan podido ser un poco más felices en la diversidad. ¿Orgulloso? De ellos. A todos, gracias.